Miradores en el sur de Tenerife

Miradores en el sur de Tenerife

CabildodeTenerife No Comment
Uncategorized

Como ya comentamos en un post anterior, la isla de Tenerife posee una gran variedad de paisajes, en los que convergen tanto la parte natural como la antrópica, y una de las mejores maneras de disfrutar de éstos, es mediante la red de miradores que existe en la Isla.

En esta ocasión, hablaremos de los que están situados en la vertiente sur  como el de Chivisaya, en el que podemos divisar una completa vista sobre el Valle de Güímar, donde se mezclan cultivos, el pinar y al fondo el Malpaís de Güímar.

Sobre las cumbres de Arafo,  encontramos el Mirador de Chimague , desde donde admiramos  una espléndida vista del Valle y del Parque Natural de Corona Forestal. En los días despejados, puede verse la isla de Gran Canaria sobre el horizonte.

Continuando la carretera dorsal de la isla, llegamos al Mirador de la Crucita, donde admiramos la Caldera de Pedro Gil y el volcán de Las Arenas, uno de los volcanes históricos de Tenerife, que entró en erupción por última vez en 1705.

Más cercano a la zona metropolitana, metido en el pinar del Paisaje Protegido de Las Lagunetas, encontramos el Mirador de Montaña Grande, desde donde se contempla las ciudades de Santa Cruz y La Laguna y  las tierras de medianías del municipio de El Rosario, donde aún predomina un paisaje agrario que sirve de unión entre la ciudad y el pinar, y al fondo el macizo de Anaga.

En vertiente sur, también podemos disfrutar de bonitas vistas desde el Mirador de La Centinela, desde donde divisamos un paisaje que incluye parte de las medianías  y la costa del sur de Tenerife. Paisaje  con  estructuras volcánicas, como la Reserva Natural Especial de Montaña Roja, el Monumento Natural de Montaña de Guaza o la Reserva Natural Especial del Malpaís de Rasca.

Y en Guía de Isora, disfrutamos de una panorámica de la costa y medianías del municipio, en la que se incluyen importantes joyas patrimoniales, tanto  rural como natural. Los caseríos de Chirche y Aripe constituyen el eje central de un espacio protegido como Bien de Interés Cultural, completando la vista con la Montaña de Tejina.

No hay lugar en la isla donde no podamos disfrutar de sus paisajes, y la red de miradores nos ayuda a ello.

Leave a Reply